Refund delayed? Our ability to help may be limited.

Popular search terms:
April 13, 2021

Blog de la NTA: La mayoría de los contribuyentes que necesitan un nuevo ITIN están prohibidos de presentar electrónicamente las declaraciones, lo que causa demoras innecesarias en el reembolso

English

Cada año, el IRS recomienda a los contribuyentes que utilicen e-file para presentar sus declaraciones y evitar retrasos en la tramitación durante la temporada de presentación de impuestos. Este año, el IRS anunció que ahora más que nunca, e-file es la mejor y más segura manera de presentar una declaración y garantizar los pagos oportunos de los reembolsos. Durante la pandemia de la COVID-19, los contribuyentes han enfrentado demoras y dificultades extremas causadas por los atrasos del IRS en tramitar sus declaraciones en papel. Al 2 de abril de 2021, el IRS todavía tenía casi 16 millones de declaraciones en papel a la espera de ser tramitadas, que incluyen aproximadamente un tercio de las que se recibieron en el año calendario 2020. A pesar de la carga extrema que enfrentan los contribuyentes al presentar las declaraciones de impuestos en papel, existe un grupo de personas físicas que por lo general no puede e-file: los contribuyentes que necesitan solicitar un nuevo número de identificación del contribuyente (ITIN, por sus siglas en inglés).

¿Qué es un ITIN?

Un ITIN es un número de nueve dígitos emitido por el IRS a los contribuyentes de manera que puedan cumplir con las leyes tributarias de los Estados Unidos. Los contribuyentes necesitan un ITIN si están obligados a presentar una declaración de impuestos o tienen el requisito de presentación, y no tienen ni son elegibles para recibir un número de Seguro Social (SSN, por sus siglas en inglés). Los ITIN son obligatorios no solo para los contribuyentes primarios que presentan las declaraciones, sino también para las otras personas incluidas en una declaración que no tienen SSN, tales como los cónyuges y los dependientes. Los contribuyentes utilizan sus ITIN para presentar sus declaraciones de impuestos, pagar los impuestos que adeudan y reclamar todos los beneficios tributarios a los que tienen derecho conforme a la ley. En el año tributario 2019, el IRS recibió más de dos millones de declaraciones con el contribuyente primario utilizando un ITIN, con un total de impuestos calculado después de los créditos de aproximadamente $2.8 mil millones. Durante el mismo año tributario, el IRS recibió alrededor de 544,000 declaraciones presentadas por contribuyentes primarios con un SSN y un contribuyente secundario con un ITIN. Estas declaraciones informaron más de $3 mil millones en impuestos después de que se aplicaron los créditos.

¿Qué tienen que hacer los contribuyentes?

Las personas físicas solicitan un ITIN presentando el Formulario W-7(SP) (PDF), Solicitud de Número de Identificación Personal del Contribuyente del Servicio de Impuestos Internos, que solicita detalles sobre las razones por las cuales se necesita un ITIN y requiere el envío de ciertos documentos para comprobar la identidad, la condición de extranjero y la residencia. Por lo general, los contribuyentes que solicitan un nuevo ITIN deben solicitarlo con su primera declaración de impuestos, que debe presentarse como una declaración en papel, no electrónicamente. Sin embargo, existen algunas excepciones en las que usted tal vez pueda solicitar un ITIN sin enviar también una declaración de impuestos – por lo general, cuando usted reclama los beneficios conforme a un tratado tributario o cuando los terceros (como un banco u otra institución financiera) necesitan su ITIN para sus informes. Estas excepciones no se aplican a la mayoría de los solicitantes de ITIN (PDF, en inglés).

La política de exigir una solicitud de un ITIN con una declaración de impuestos en papel se basa en la preocupación de que los contribuyentes deben demostrar una obligación de declaración de impuestos para recibir un ITIN; de lo contrario, los contribuyentes podrían obtener y utilizar los ITIN para fines fuera de la administración tributaria.  No obstante, el Congreso ya trató esta preocupación al aprobar una ley (PDF, en inglés) que exige la desactivación de todos los ITIN asignados a las personas físicas que no presentan una declaración de impuestos federales y no están incluidas como dependientes en la declaración de impuestos  federales de otro contribuyente durante tres años consecutivos. Como el TAS ha estado recomendando durante años (PDF, en inglés), el IRS tiene otras alternativas para que los contribuyentes demuestren que tienen un requisito de presentación de declaraciones de impuestos y podría permitir que los contribuyentes lo hagan durante el año. Por ejemplo, un contribuyente podría demostrar un requisito de  presentación al proporcionar documentos salariales de un empleador y solicitar el ITIN antes de presentar su declaración.

¿A quién afecta esto y cuál es el problema?

Desde el inicio de 2021 hasta el 27 de marzo, el IRS había recibido más de 150,000 solicitudes de ITIN con más de 125,000 presentadas con una declaración de impuestos. Se espera que este número aumente – en 2020, el IRS recibió más de un millón de solicitudes de ITIN, incluso aproximadamente 470,000 solicitudes de nuevos solicitantes, lo que significa que tuvieron que solicitar con una declaración de impuestos en papel si no cumplían con una de las excepciones limitadas. Estos contribuyentes están afectados doblemente en esta temporada de presentación de impuestos – primero, el retraso en tramitar una solicitud de ITIN y segundo, la demora en tramitar una declaración de impuestos en papel. Para la semana que terminó el 27 de marzo de 2021, las solicitudes de ITIN presentadas con una declaración demoraron 25 días laborales en promedio solamente para ingresarlas al sistema. Durante esta misma semana, la unidad de ITIN comenzó con un inventario de casi 67,000 solicitudes para ser trabajadas y terminaron con un inventario de más de 74,000, lo que refleja una acumulación creciente. Agregue las demoras en la obtención de un ITIN con los retrasos en la tramitación de una declaración en papel, y a los contribuyentes que tienen el derecho a reembolsos se quedan esperando meses antes del pago.

Algunos contribuyentes con ITIN tienen hijos con SSN y son elegibles para el crédito tributario por hijos, pero deben esperar un tiempo prolongado durante la pandemia para recibir el dinero que tanto necesitan para sus hijos. El Congreso estableció medidas que proporcionan pagos más frecuentes del crédito tributario por hijos (PDF, en inglés), reconociendo la urgencia de los padres de recibir estos pagos ahora mismo. Además, los contribuyentes con un SSN que necesitan presentar una declaración conjunta con un cónyuge que necesita un ITIN, también tendrán que esperar períodos prolongados para recibir un pago de estímulo si inicialmente no recibieron los pagos de alivio por el impacto económico y necesitan reclamar el crédito de recuperación de reembolso en sus declaraciones de impuestos en papel. La pandemia de la COVID-19 sólo ha empeorado los problemas para los contribuyentes que deben esperar durante la temporada de  presentación de impuestos para que una solicitud de ITIN se tramite (en lugar de solicitarlo antes y tener uno listo al tiempo de presentar la declaración) y esperar nuevamente para que se tramite una declaración en papel.

Recomendación

Los procedimientos actuales causan demoras innecesarias y el IRS debe reconsiderar esta política. Recomendamos que el IRS desarrolle e implemente un procedimiento antes de la próxima temporada de presentación de impuestos que permita a todos los solicitantes solicitar un ITIN durante todo el año y presentar una prueba alternativa de un requisito de presentación que no sea una declaración de impuestos anual. Este cambio evitará demoras innecesarias, motivará el cumplimiento voluntario y retribuirá a estas personas por hacer lo correcto al presentar las declaraciones de impuestos de los Estados Unidos.

Pasados Blogs de la NTA

Las opiniones expresadas en este blog son únicamente las del Defensor Nacional del Contribuyente. El Defensor Nacional del Contribuyente presenta una perspectiva de contribuyente independiente que no necesariamente refleja la posición del IRS, el Departamento del Tesoro o la Oficina de Administración y Presupuesto.

Suscríbase al Blog de la NTA